jueves, 8 de febrero de 2018

Dímelo con libros: romance literario

Estamos en febrero y me ha sido imposible dejar pasar la oportunidad de dedicar una entrada a San Valentín, que es el próximo día 14. No me considero una persona excesivamente romántica (tengo mis momentos, como todo el mundo) y tampoco soy una lectora asidua de este género literario. A pesar de ello, creo que es un tipo de escritura que debemos tener en cuenta y que, a día de hoy, está pegando bastante fuerte. 

El origen de San Valentín se remonta a la Roma del siglo III, tal y como señala Educando. Se basa en la leyenda del sacerdote Valentín que desafió las órdenes del emperador romano Claudio III, quien le prohibió celebrar matrimonios para muchachos jóvenes sin familia porque los consideraba mejores soldados sino tenían ataduras. Valentín fue martirizado por no hacer lo que se le imponía y fue ejecutado el 14 de febrero. Antes de morir, fue encarcelado y el oficial Asterius quiso ridiculizarlo y le retó a que le devolviese la vista a su hija Julia, que había nacido ciega. Cuando el sacerdote lo consiguió, en nombre del Señor, el militar y toda su familia se convirtieron al cristianismo. En agradecimiento, la joven Julia plantó un almendro en flor junto a la tumba de Valentín, haciendo que esta preciosa planta rosada se convirtiera en símbolo de amor y amistad. 

Aquí os dejo la versión animada que hicieron Pascu y Rodri en Destripando La Historia, no tiene desperdicio.


El sacerdote Valentín se convirtió en el símbolo del amor y en el aniversario de su muerte celebramos el día de los enamorados. La tradición se realiza de diversas maneras alrededor del mundo. En Japón es habitual regalar chocolate y me parece una costumbre preciosa. En República Dominicana invitan a las personas a vestirse de rojo y a realizar manualidades, karaokes, serenatas e intercambio de regalos. 

A mí suelen regalarme manga o algún detalle friki y yo regalo piruletas o alguna manualidad. La verdad es que, al menos en mi caso, considero que no es necesario tener un día para celebrar el amor. Sin embargo, una pequeña muestra de afecto tampoco tiene nada de malo. De hecho, creo que un buen regalo para estas fechas es precisamente un libro y aquí recojo algunos que cuentan con una historia de amor en ellos. Hay uno por cada género que analizo en el blog, ¡espero que os gusten! 

1. Clásicos: me parece que no mencionar Romeo y Julieta (la historia de amor más internacional y conocida) sería una auténtica falta de lógica. Como todos sabéis, la obra de William Shakespeare nos cuenta la historia de dos jóvenes enamorados de familias enemigas. Todo un clásico, y nunca mejor dicho. 

2. Novela romántica: como os decía, no soy especialmente seguidora de este tipo de lectura, pero tengo algunos ejemplares en mi estantería. Sin ir más lejos, JR Ward es una de mis autoras favoritas, y por ello os muestro Corazones desbocados, la historia de A.J. y Devlin. Es bonita y sin pretensiones. Me gustó. 

3. Novela juvenil: la adolescencia es la época en la que despiertan los sentimientos y cuando las relaciones tienden a ser más intensas. Son muchas las historias en las que surge el amor entre los protagonistas y una de ella es Cazadores de sombras. No quisiera destripársela a nadie, pero os aseguro que las relaciones son un tema muy potente para su autora, Cassandra Clare. 

4. Novela histórica: actualmente, son muchos los escritores que apuestan por ambientar sus historias románticas en otras épocas. También ocurre al contrario, una novela histórica puede conllevar cierto romanticismo. Las guerreras de Rivenloch de Sarah McKerrigan pertenece al primero y se centra en las hermanas Deirdre, Helena y Miriel. 

5. Fantasía: este género es uno de mis favoritos y en muchas obras que pertenecen a él podemos leer historias de amor. Este es el caso de Sirena, de Carolyn Turgeon, que nos cuenta la aventura de Lenia. Esta chica medio pez lo sacrifica todo por poder estar junto al hombre al que ama. Un libro que me gustó mucho, la verdad. 

6. Novela negra: normalmente hablar de este género es sinónimo de sangre y asesinatos pero, en ocasiones, dentro de esa truculencia, encontramos amor. Este es el caso de La chica del tren de Paula Hawkins, donde las relaciones y el romanticismo tienen un gran protagonismo. Como ya sabéis, no es una novela que me guste mucho. Pero tiene los ingredientes necesarios para estar en este especial. 

7. Ciencia ficción: aunque suelo leer de todo, la ciencia ficción nunca ha sido mi fuerte. Pero hay un libro que desde que lo leí siempre lo he tenido en mente. Se trata de El fin de la eternidad, de Isaac Assimov. En él, nos encontramos una trama absolutamente poderosa y una bella historia de amor como telón de fondo. 

8. Otros: mi querido género «cajón desastre» puede incluir prácticamente de todo y por ello aprovecho para mencionar Hombres sin mujeres, un compendio de relatos del genial Haruki Murakami, que me hizo reflexionar. 

Recordad comentar si os ha gustado :) 
¡Felices lecturas!

1 comentario:

  1. ¡Hola!
    Ooooh, has metido a Pascu y Rodri, los amoo, son geniales :D
    Yo este año soy una forever alone. Por suerte tengo a mi mejor amiga: le regalaré chocolate jajaja y a mí misma espero regalarme un día tranquilo.
    Por lo demás, muy buenas sugerencias. Yo recomendaría «El amor no es como nos contaron… ni como lo inventamos», un magnífico estudio de psicología sociocultural sobre este tema.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar

¿Qué te ha parecido?