jueves, 15 de marzo de 2018

Una columna de fuego (Ken Follett)


Título original: A Column of Fire 

Autor: Ken Follett 

Editorial: Plaza & Janés 

Sinopsis: Una columna de fuego arranca cuando el joven Ned Willard regresa a su hogar en Kingsbridge por Navidad. Corre el año 1558, un año que trastocará la vida de Ned y que cambiará Europa para siempre. 

Las antiguas piedras de la catedral de Kingsbridge contemplan una ciudad dividida por el odio religioso. Los principios elevados chocan con la amistad, la lealtad y el amor, y provocan derramamientos de sangre. Ned se encuentra de pronto en el bando contrario al de la muchacha con quien anhela casarse, Margery Fitzgerald. 

Cuando Isabel I llega al trono, toda Europa se vuelve en contra de Inglaterra. La joven monarca, astuta y decidida, organiza el primer servicio secreto del país para estar avisada ante cualquier indicio de intrigas homicidas, levantamientos o planes de invasión. 

En París, a la espera, se encuentra la seductora y obstinada María Estuardo, reina de los escoceses, en el seno de una familia francesa con una ambición descomunal. Proclamada legítima soberana de Inglaterra, María cuenta con sus propios partidarios, que conspiran para deshacerse de Isabel. 

Entretanto, Ned Willard busca a Jean Langlais, un personaje escurridizo y enigmático, sin saber que tras ese nombre falso se esconde un compañero de clase de su infancia, alguien que lo conoce demasiado bien. 

A lo largo de medio siglo turbulento, el amor entre Ned y Margery parece condenado al fracaso mientras el extremismo hace estallar la violencia desde Edimburgo hasta Ginebra. Isabel se aferra precariamente a su trono y a sus principios, protegida por un pequeño y entregado grupo de espías hábiles y agentes secretos valerosos. 

Los auténticos enemigos, tanto entonces como ahora, no son las religiones rivales. La verdadera batalla es la que enfrenta a quienes creen en la tolerancia y el acuerdo contra tiranos dispuestos a imponer sus ideas a todo el mundo... y a cualquier precio.(https://www.megustaleer.com

OPINIÓN PERSONAL: 

Tras haber permanecido en mi estantería desde Reyes debido a otras lecturas previas, al fin he podido entregarme a la lectura de Una columna de fuego y ha sido una delicia. Sumergirse en los mundos de Ken Follett siempre lo es, así como regresar a Kingsbridge. De hecho, he tenido mejores sensaciones al terminar esta tercera parte que tras Un mundo sin fin. No solo por la trama sino, sobre todo, por los personajes

Me han gustado varios de ellos. Quizás uno de los que menos la propia Margery, que me ha resultado un tanto presuntuosa en algunos aspectos. Más allá de ella, Ned, Silvie, Pierre e incluso Rollo tienen mucho gancho y están bien ideados. Aunque mi favorito es, sin género de dudas, Barney. Tiene algo especial. 

En cuanto a la trama, nos encontramos con una guerra de religión, intrigas palaciegas y personajes a los que vemos posicionarse a cada lado del conflicto. Inglaterra, Escocia, España, Francia, las Américas, los Países Bajos... todos estos lugares componen el crisol del enfrentamiento entre católicos y protestantes. 

Hay escenas muy potentes en la novela que, pese a sus más de 900 páginas, se hace corta. La huida de Sevilla, la llegada a La Española, la matanza de San Bartolomé, los hechos históricos reales... Todo se mezcla para crear una historia redonda, con luces y sombras. Aunque reconozco que la supuesta relación amorosa central me resulto un tanto insípida, eso sí. 

Sobre el estilo, el autor británico es sencillo pero minucioso y con un amplio trabajo de documentación. No deja nada al azar y su talento es tal que eres capaz de empatizar con los personajes y de imaginar los lugares que visitan. 

Nota: 9. Un placer para los sentidos, un placer para la mente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido?